Box Layout

HTML Layout
Backgroud Images
  • greenforest
  • greenforest
  • greenforest
  • greenforest
  • greenforest
  • greenforest
  • greenforest
  • greenforest
Backgroud Pattern
  • greenforest
  • greenforest
  • greenforest
  • greenforest
  • greenforest
  • greenforest
  • greenforest
  • greenforest
Lencería fina contra Hitler

Lencería fina contra Hitler

Segunda Guerra Mundial

Una empresa de sujetadores fue un sostén del esfuerzo bélico aliado

Domingo Marchena

Parece un chiste: una empresa de sujetadores fue un sostén del esfuerzo bélico de los aliados contra Hitler. Pero no es ni una anécdota ni un juego de palabras, sino uncapítulo interesante y ahora semiolvidado por el peso de los acontecimientos de ese torbellino llamado Segunda Guerra Mundial. Casi nadie recuerda ya el beligerante pasado de la empresa estadounidense MaidenForm (literalmente, forma de doncella).

Bragas, sujetadores, fajas… La publicidad de esta marca de lencería se vanagloriaba hace unos cuantos años de que sus sostenes estaban “diseñados específicamente para proporcionar el soporte ideal, las copas llevan un maillot incorporado y un fino alambre recubierto de felpa”. Las prendas “reductoras”, por su parte, estaban “pensadas para que sean prácticamente inapreciables bajo la ropa y para que usarlas sea un placer”.

La firma sigue hoy en activo y con muy buena salud. Uno de sus primeros lemas decía: “Cada doncella tiene su figura. ¡Incluso si es una paloma!”. No era una metáfora. Durante la Segunda Guerra Mundial, trabajó para la industria bélica y manufacturó miles de paracaídas, además de unos corsés muy especiales. Se trataba de unos chalecos para proteger a palomas que saltaban sujetas al pecho de los paracaidistas.

Lee también

La paloma que luchóen dos guerras mundiales

Domingo Marchena

Convencidas de que los vestidos sentaban mejor con un busto realzado, las dos mujeres incluyeron en sus creaciones dos copas unidas con una pieza elástica. Fue una revolución para la corsetería. Comenzaba la cuenta atrás para las mujeres andróginas de los alocados años veinte y para las bandas alrededor del torso que aplanaban los senos. La dictadura de la moda impondría pronto otra imagen mucho más curvilínea.

Más sobre los años veinte:

Por supuesto, ya había otros antecesores de los sujetadores. El de Enid Manufacturing no nació como una prenda independiente, sino como un añadido a sus vestidos. Pero el éxito desbordó todas las previsiones. Cada vez más clientas querían piezas suplementarias. Enid Bissett e Ida Rosenthal (de soltera, Kaganovich) canalizaron en un principio las demandas regalando un sujetador adicional con cada modelo vendido.

Lencería fina contra Hitler

Al final, Enid Bissett e Ida Rosenthal se rindieron a la evidencia: lo que nació como un complemento monopolizaba ya toda la producción. En 1929,cerraron la tienda, compraron un local más grande y rebautizaron la marca, que pasó a llamarse Maiden Form Brassière Company (hoy, Maidenform). Poco después, la señora Bissett se retiró y su antigua empleada se quedó al timón con la ayuda de su esposo, William Rosenthal.

“Soñé que...”

Un anuncio de 20 años

El modelo Variation fue a la ropa interior lo que el Ford T a la automoción: un producto popular y un éxito de ventas sin precedentes. MaidenForm vendió más de un millón de estos sujetadores, a un dólar cada uno. Años después, entre 1949 y 1969, la compañía lanzó una campaña de publicidad con modelos mostrando su ropa interior con reflexiones y situaciones insólitas. La campaña se llamó I Dreamed (“Soñé que…”) y marcó un antes y un después en la mercadotecnia de la lencería.

MaidenForm fue la primera marca de ropa interior en salir al exterior. Sus anuncios aparecían en periódicos, revistas, tranvías, vallas y emisoras de radio. Firme defensor de la publicidad, el matrimonio Rosenthal patentó un modelo con tirantes regulables, que una vez ajustados se mantenían fijos. Es el mismo sistema de hoy en día. Eso fue en 1942. Pero la Maiden Form Brassière Co. había entrado en la historia mucho antes.

El 22 de diciembre de 1944, los Rosenthal aceptaron fabricar 28.500 chalecos para palomas mensajeras por encargo del gobierno de Estados Unidos, uniéndose así al esfuerzo bélico al que contribuyeron muchas empresas. Algunas son archiconocidas, como General Motors, Chevrolet o Ford. El caso de MaidenForm no ha tenido tanta repercusión, aunque la guerra “no se ganó solo con acero, también con seda y nailon”.

La cita pertenece a Lindsay Keating, del Museo de Historia de Estados Unidos (NMAH, por sus siglas en inglés), responsable de un estudio que recuerda la contribución de estaempresa de sujetadores a la Segunda Guerra Mundial. El NMAH conserva en sus archivos planos de los chalecos diseñados para palomas. Las instrucciones precisaban que las aves no podían permanecer retenidas “más de seis horas”.

El arnés era de materiales porosos y adaptables, con un refuerzo en la parte inferior para que las uñas de las palomas no dañaran las mallas. La pieza, que los soldados se ajustaban al pecho con una correa, dejaba a la vista la cabeza, cuello, puntas de las alas, cola y patas de las aves. El diseño mejoraba notablemente el del Ejército británico, que también lanzó paracaidistas con palomas en Europa, pero metidas en cajas.

El nailon y la seda fueron requisadas por el Gobierno cuando Estados Unidos entró en la guerra, en 1941, después de la agresión japonesa en Pearl Harbor. Aunque se centró en los pedidos militares, con la confección de paracaídas y los arneses que hemos visto, MaidenForm nunca dejó de lado su razón de ser. Si bien con otras telas y tejidos, siguió produciendosostenes para las integrantes del Cuerpo de Mujeres del Ejército.

Estados Unidos entrenó 56.000 pichones en la Segunda Guerra Mundial. Esa cifra fue ampliamente superada por Gran Bretaña. Volaban a una media de 80 kilómetros por hora y algunos ejemplares recorrieron hasta 3.000 kilómetros. Salvaron muchas vidas. G.I. Joe, del Army Pigeon Service o Signal Pigeon Corps de EE.UU. , permitió cancelar a tiempo un bombardeo previsto por error en una zona ocupada por fuerzas británicas.

Paracaidistas y palomas con productos MaidenForm se lanzaron en Europa durante los últimos zarpazos contra el nazismo. Las ventas de la compañía cayeron en picado, pero se recuperaron con la paz. Entre 1949 y 1978, la empresa vendió en 100 países unos 90 millones de modelos Chansonette, su producto estrella. Sus usuarias jamás se imaginaron quiénes comprobaron antes que ellas la delicadeza y versatilidad del género.

Lee también

Asesinar a Hitler tenía un precio

Documentación

El búnker de Hitler: desinfectante, humedad y sudor

Sergi Vich Sáez Mostrar comentariosAl Minuto

  • Etiquetas:
  • una marca de ropa fina

Artículos relacionados

'La hija del embajador': todo sobre el estreno de la serie de Nova

Una niña llamada Melek llega al salón de su casa y encuentra a un hombre muerto. Su madre, en el baño se limpia la sangre de la ropa y su rostro, además, guarda un cuchillo junto al resto de cosas en...

Llueven críticas a Balenciaga por un buzo con agujeros que vende a más de 1.000 euros

Contenido ExclusivoLa nota a la que intentas acceder es exclusiva para suscriptoresSuscribirme Conocé nuestros planes y disfrutá de El País sin límites.Ingresar Si ya sos suscriptor podés ingresar con...

México gana 6 medallas en la Olimpiada de Matemáticas Cuándo y dónde ver el partido de México vs. Honduras de Copa Oro El Celta creará tres nuevas escuelas en México

Este viernes te tenemos información sobre los campeones mexicanos en Matemáticas, la marca de ropade Roberto Palazuelos, las nuevas escuelas de futbol del Celta y más.México gana 6 medallas en la Olim...

El ajuste del cambio de la bicicleta | Causas y soluciones para un cambio desajustado

El ajuste del cambio de la bicicleta puede ser algo muy sencillo si sabemos lo que hacemos, o puede convertirse en un auténtico quebradero de cabeza por no saber dar con la tecla o, por qué no, por co...